Publicado el por & Archivado en PAREJA

Cuando el amor es fuerte y resistente, SIEMPRE es el mejor momento para tener un recuerdo en forma de foto. No importa que os hayáis casado hace 400 días, vuestra post-boda se puede hacer cuando llegue el instante perfecto. Abrís el armario, volvéis a planchar el traje de vuestro gran día, descubrís que seguís con la misma talla y salís a la calle a quedar registro de que, el paso que disteis el 15 de julio de 2017, FUE EL MEJOR.

Eso es lo que hicieron Mayte y Mario 400 días después de su boda, decidieron que era el momento perfecto para realizar su post-boda, aquella que por uno u otro motivo no se pudo llevar a cabo. Y la verdad que el resultado no puede gustarme más. En sus miradas ha aumentado el brillo, la seguridad y confianza de que hicieron lo correcto.

El lugar elegido fue una estación de trenes, símbolo del viaje que juntos iniciaron.

En este tiempo, unidos han sido capaces de superar momentos duros. Tan fácil como sentarse, hablar y recibir un abrazo de ánimo.

El beso tiene el poder de solucionar muchas cosas o por lo menos de no verlas tan difíciles. Que no falten nunca.

En un matrimonio cada uno debe ser el equilibrio del otro y formar el equipo perfecto.

Cuando uno flojee, el otro debe ser capaz de seguir por los dos.

Y si hay que elegir otro rumbo, pues que se haga en pareja.

Pero nunca olvidéis buscaros, besaros, abrazaros…

La vida es una bonita aventura de la cual no se conoce el rumbo. Disfrutad del viaje.

Seguid manteniendo el respeto mutuo y el amor perdurará por siempre jamás.

Agarraros fuerte de la mano y no os soltéis, la aventura acaba de comenzar.

Os deseo que sean muchos los atardeceres que viváis juntos.

.

Si te ha gustado comparte...Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.