Publicado el por & Archivado en NIÑOS

Cuando pensamos en navidad nos vienen a la mente recuerdos de nuestra infancia, aquellas ilusiones con las que vivíamos, el mundo de fantasía en el que creíamos estar… Basándome en mis propios recuerdos, me he inspirado para crear el escenario navideño de este año.

¿Que niño no ha soñado con subir a las nubes y tocar las estrellas? ¿Quien no se ha sentido super poderoso e invencible? ¿Quien no se ha imaginado durmiendo sobre una cama de nubes?

Quiero que los niños que vengan a visitarme se lleven una experiencia divertida, unas fotografías donde se refleje lo bien que se lo han pasado. Quiero que ellos mismos pidan no marcharse de allí. Entonces será señal de que he realizado bien mi trabajo y mis objetivos se han conseguido.

Ya sabéis que mis modelos preferidos son mis propios hijos. Ellos siempre son los encargados de inaugurar los escenarios y poner a prueba todo lo que monto.

Aquí os muestro a unos valientes caballeros galopando en su caballo entre nubes esponjosas.

Subidos a él logran alcanzar nubes aún más altas

Siempre con la mejor de sus sonrisas

Poder tocar las estrellas, cogerlas, abrazarlas… es un sueño cumplido

La felicidad se convierte en música celestial

Dormir entre nubes y estrellas es el mejor de los finales

¿Te gustaría que tus hijos tuviesen una sesión así, donde no existan barreras para la imaginación, ni límites para la fantasía? Ponte en contacto conmigo y buscamos una fecha en el calendario. Estas sesiones sólo podrán realizarse durante noviembre. NO TE QUEDES CON LAS GANAS.

GuardarGuardar

Si te ha gustado comparte...Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *